Es harto daño no creer que Dios es poderoso para hacer obras que no entienden nuestros entendimientos. (M. VI, 3-7.)

Es harto daño no creer que Dios es poderoso para hacer obras que no entienden nuestros entendimientos. (M. VI, 3-7.)

Escrito en: sep 04, 2014

​Es harto daño no creer que Dios es poderoso para hacer obras que no entienden nuestros entendimientos.

​(M. VI, 3-7.)

Facebook